×
×
Red Internacional

Una vez más los dichos del diputado muestran su odio hacia las mujeres y diversidades.

Lunes 16 de mayo | 11:11

El pasado sábado 14 de mayo, el diputado Javier Milei presentó su libro “El camino del libertario” en la Feria del libro. Allí, como de costumbre y presentado por Viviana Canosa, lanzó otro de sus tantos dichos polémicos. Haciendo referencia a su carrera presidencial hacia 2023, expresó que “en mi gobierno no habrá marxismo cultural”. Para explicar esto, afirmó que “no voy a pedir perdón por tener pene” y que no tiene por qué sentir vergüenza de ser un hombre, blanco, rubio de ojos celestes. Todo esto para concluir diciendo que sacaría el Ministerio de la Mujer porque “la única igualdad que vale es la igualdad de la ley”. Si alguien lanzaba un derecho en esa conferencia, no tocaba el piso.

Milei y los supuestos defensores de la libertad

El diputado libertario no es alguien que abogue ni por la igualdad ni por la libertad.
Sabemos que los libertarios no tienen ningún tapujo para escupir su odio hacia lxs trabajadores, las mujeres y la comunidad lgtbi+ . Su espacio político viene de votar junto a diputados de la UCR y Juntos por el Cambio en contra de la ley de VIH y/o hepatitis virales que garantiza los tratamientos indispensables para garantizar una mejor calidad de vida, de forma pública y gratuita.

Vienen sosteniendo un programa reaccionario respecto del movimiento de mujeres llegando a expresarse en contra del derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito que conquistó el movimiento de mujeres en las calles.

Para Milei, la libertad de las mujeres para poder decidir sobre su propio cuerpo no es importante. Se dice anticasta pero sostiene la misma posición que la casta más antigua y parasitaria que todavía se entromete en nuestras vidas, como la de la jerarquía de la Iglesia Católica. La libertad que defiende es la de los grandes empresarios que nos explotan y precarizan todos los días, para que sigan amasando sus fortunas a expensas del pueblo trabajador.

El Ministerio de la Mujer, Géneros y Diversidades en tiempos del FMI

En ese marco, Milei declaró que, si fuera presidente, cerraría el Ministerio de la Mujer, Géneros y Diversidades. El mismo nació como una respuesta del gobierno ante un movimiento de mujeres que no se calló la boca y salió a la calle persistentemente durante décadas, pero que desde el 2015 con las movilizaciones de Ni Una Menos contra los femicidios y desde 2018 por el derecho al aborto, alcanzó una gran masividad.

Lejos de defender las políticas de la ministra Gómez Alcorta, más preocupada por las fotos que por atender los problemas más acuciantes de las mujeres del pueblo pobre, consideramos que las expresiones de Milei encierran un ataque a todas las que nos movilizamos por nuestros derechos, antes que a la “casta política” que dice atacar.

Contrariamente a lo que señala Milei, el Ministerio de Mujeres se extingue en sus funciones por mérito propio: ya, se ajustó un 39% en relación al presupuesto nacional 2021, a la medida del FMI.

Este recorte no se condice con las necesidades de las mujeres que hoy son las que más padecen la desocupación, la precarización y la sobrecarga de trabajos de cuidados, realizados gratuitamente. La desocupación es mayor entre las mujeres siendo 9.5 y 7.3 para los varones. Entre las mujeres jóvenes este número asciende al 16%.

Por otra parte, desde que se creó el Ministerio lejos estuvieron de bajar los números de la violencia de género. Solo en lo que va de este año, se registraron 79 femicidios. En este sentido, desde el gobierno nacional no se han evaluado medidas de emergencia para poder prevenir esta situación que es el último eslabón de la cadena de violencia machista. Con la plata que se recortó para este año se podrían construir refugios para que quienes padecen violencia en sus casas puedan permanecer junto a sus hijos y cobrando un salario igual a la canasta familiar.

Muchas mujeres se han escapado de casos de violencia junto a sus hijxs e intentaron tener su vivienda propia. Así hicieron muchas mujeres de Guernica y la Villa 31 a las que tanto el gobierno nacional del Frente de Todos como de Juntos por el Cambio respondieron con represión haciendo oídos sordos a esta tan importante demanda

Cuando la derecha hace el tipo de comentarios que hizo Milei están diciendo que la plata no tiene que ir a resolver los problemas de las mujeres. Lo mismo que sugiere el FMI cuando le exige al gobierno que recorte el gasto social o avance, más adelante, en reformas estructurales de las leyes laborales o jubilatorias. Un gobierno que se jactó de "ponerle fin al patriarcado", pero que más bien eligió atar nuestras vidas a los designios del FMI.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias