×
×
Red Internacional

Salario no es ganancia. Tras el tironeo entre Massa y Guzmán, Fernández anunciará una suba del "piso" en Ganancias

Luego de idas y vueltas en el oficialismo, el presidente encabezará este viernes un anuncio para subir el piso del impuesto a las ganancias de la cuarta categoría. Una "corrección" que mantiene lo esencial del tributo que pagan trabajadores y jubilados, mientras especialistas estiman que este año los salarios perderán o empatarán con la inflación.

Jueves 26 de mayo | 21:34
El ministro de Economía, Martín Guzmán, y el Presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa. Foto: Télam.

El anuncio será a las 11.30 de la mañana, en la Casa Rosada, informaron fuentes oficiales. Se tratará de una modificación por decreto, aunque desde el Gobierno evitaron adelantar cuáles serán los montos, las fechas y las escalas que se implementarán.

Del anuncio participarán el presidente Alberto Fernández, el ministro de Economía, Martín Guzmán, el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa; y estará presente el cosecretario general de la Confederación General del Trabajo (CGT), Héctor Daer (Sanidad).

La medida se da luego de que este jueves el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, diese a conocer el envío de una segunda carta al ministro de Economía para que adelante la actualización del piso del impuesto a las ganancias a la cuarta categoría (salario y jubilaciones).

Los aumentos paritarios para intentar hacer frente a la fuerte inflación (estimada alrededor de un 70 % anual hacia fin de año) generaron que más contribuyentes asalariados comiencen a pagar el tributo por superar el mínimo no imponible que se alcanza con la deducción especial incorporada en abril de 2021.

Massa había hecho el mismo pedido el pasado 13 de mayo, y el ministro Guzmán respondió en esa oportunidad que "Es una obviedad que se actualizará el piso a partir del cual los trabajadores en relación de dependencia pagan Ganancias”.

La portavoz de la Presidencia, Gabriela Cerruti, señaló este jueves que Massa y Guzmán "han conversado en los últimos días" al respecto y que el miércoles el legislador "insistió con el tema" para la adecuación del piso, que se anunciará el viernes.

En su habitual conferencia de prensa semanal en la Casa Rosada, Cerruti criticó la postura de la oposición al señalar que "otros hicieron campañas para terminar con el impuesto y en cuatro años de gobierno no hicieron nada", pero que la actual administración "se comprometió a subir" el mínimo no imponible de la denominada cuarta categoría "y cumplió". No obstante, el Gobierno nunca puso en agenda la efectiva eliminación del impuesto que recae sobre una porción de los asalariados que lejos están de obtener "ganancias".

Fuentes del Palacio de Hacienda señalaron que el proyecto de decreto que se está impulsando para actualizar el tope a partir del que se tributa el impuesto a las Ganancias de las personas humanas "comprende la actualización de la deducción especial en los dos tramos previstos en la ley original de acuerdo a las proyecciones actualizadas de salarios y, además, la exención de la primera y segunda cuota del sueldo anual complementario, para ese universo de contribuyentes, dado que la medida entrará en vigencia en el mes de junio".

"Es decir, además de la exención en el sueldo anual complementario también se amplía el límite para que los trabajadores en relación de dependencia beneficiados no tributen el impuesto a las ganancias", precisaron las mismas fuentes.

En la nueva carta de Sergio Massa, señaló que en febrero de 2022, la cantidad de trabajadores y jubilados afectados por este impuesto fue 742.964, y en abril aumentó a 847.878. Es decir que hubo un 14 % de incremento de las y los trabajadores y jubilados afectados en solo dos meses.

La última actualización de 2022 elevó el piso salarial del impuesto a $225.937 brutos mensuales (unos $185.000 en mano por mes).

Massa hizo además otra jugada de presión hacia Guzmán y también amenazó este jueves con presentar un proyecto de ley en el ámbito legislativo en caso de que el Ejecutivo no avanzara con una modificación por decreto, e hizo público el pedido para incluir el aguinaldo en un acto que compartió con el Ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni.

Pero la novedad esta vez es que pidió que el piso no imponible pase a $ 275.000 mensuales ($228.250 netos), una cifra que estaba prevista, recién, para enero del año próximo. Esto sería solamente un incremento de 22% respecto del piso actual. Mientras que en la carta había indicado que “según estimaciones de los equipos técnicos de Diputados, el nuevo piso pasaría de $225.937 a $265.000 de remuneración bruta, determinado en base a la variación anual de la Remuneración Imponible Promedio de los Trabajadores Estables (RIPTE), teniendo en cuenta las actualizaciones salariales acordadas por los trabajadores durante este año”. Massa sigue hablando a su electorado y busca obtener el rédito de una medida que apenas es un parche en medio de un contexto inflacionario y de deterioro salarial.

Mientras tanto, diversos analistas estiman que el salario volverá a perder, o en el mejor de los casos empatar, frente a la inflación en 2022. "Por la inercia que viene teniendo la inflación más allá de que se espera una desaceleración gradual, y con las paritarias tal como cerraron hasta ahora, los salarios perderían contra la inflación”, señaló a diario Ámbito Martín Kalos, director de EPyCA Consultores. Desde la consultora LCG, afirmaron que “con un piso de inflación proyectada al 70% interanual, es difícil plantear un escenario donde los salarios ganen la carrera contra el aumento de precios”-

Lo cierto es que aún no se conoce el nuevo piso no imponible del impuesto a las ganancias que recae sobre trabajadores y jubilados. Lo que sí se sabe es que el anuncio, y el decreto, serán meramente una nueva "corrección" para que entre 700 mil y un millón de trabajadores continúen pagando el impuesto, incluso aquellos que con su ingreso salarial superan apenas el costo de la la Canasta de Consumos Mínimos que estima la Junta Interna de ATE-Indec, en $ 145.456 mensuales. Esto muestra que la progresividad tributaria está muy lejos si el impuesto se aplica de esta forma.

Durante los ´90 el impuesto a las Ganancias sólo alcanzaba al personal jerárquico, como gerentes o supervisores. En 1999 el ministro de Economía de la Alianza, José Luis Machinea, estableció la conocida “tablita” y desde entonces cada vez más trabajadores fueron afectados.

Ningún gobierno intenta modificar lo que esta de fondo, la carga del sistema impositivo recae con toda la fuerza gravando el consumo popular y los ingresos de los trabajadores. Por eso hablamos de un sistema altamente regresivo, en donde más del 70 % de la recaudación no recae sobre el capital.

La propuesta de la izquierda es retrotraer la situación previa a 1999 y eliminar el impuesto a las Ganancias a la cuarta categoría para trabajadores bajo convenio y para jubilados. Porque el salario no es ganancia.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias